Este problema mental impide a las personas disfrutar de su vida. (Foto: Especial)

¿Qué es la neurosis?

Existen diferentes tipos de neurosis como la obsesivo-compulsiva, la depresiva y la fóbica
Darinka Gómez | El Universal
10 Mayo, 2019 | 11:00 hrs.

Se suele calificar como neuróticas a las personas que se enojan fácilmente; sin embargo, la neurosis es en realidad es una afectación psicológica que se caracteriza por la presencia de angustia o ansiedad que la persona no es capaz de manejar y que, por lo tanto, se manifiesta en forma de un síntoma, el cual puede ser tanto físico como emocional.

Así lo explica el psicoanalista Alberto Hernández, quien también añade que la neurosis es un concepto que surge del psicoanálisis que describe la consecuencia de la lucha entre dos de las instancias que conforman la psique humana: el “ello” y el “yo”.

“De acuerdo con la teoría de Sigmund Freud, el “ello” se define como la parte que trabaja para satisfacer los deseos de la persona y el “yo” como la parte que tiene contacto con la realidad. Cuando lo que la persona desea no coincide con su realidad puede generar sentimientos de angustia o ansiedad que pueden convertirse en una neurosis “, comenta.

Si bien todos experimentamos estados de neurosis en diferentes momentos de nuestra vida, se dice que esta neurosis se ha vuelto patológica cuando interfiere con la vida cotidiana de la persona y con su capacidad de disfrutarla.

Como se mencionó anteriormente, la neurosis se manifiesta a través de diversos síntomas. Estos pueden ser emocionales, como la presencia de conductas obsesivas como limpiar en exceso, pasar siempre por el mismo lugar o tener arranques violentos, entre otros.

“Por su parte, el síntoma físico puede tratarse de dolores de cabeza, de estómago o cualquier otro malestar al que no se le encuentra un origen orgánico”, agrega.

De acuerdo con el tipo de síntoma emocional se dice que una persona puede tener una neurosis obsesivo-compulsiva, fóbica, depresiva, histérica, de angustia, hipocondríaca o de despersonalización.

Para saber si una persona ha desarrollado una neurosis se debe evaluar la intensidad, la frecuencia y la disfuncionalidad que provocan los síntomas; es decir, si una persona limpia más de lo normal, durante largas horas y tanto que deja de hacer otras cosas por limpiar, se puede sospechar que ha desarrollado una neurosis obsesivo-compulsiva.

La neurosis se trata según el síntoma y para ello es necesaria una terapia, ya sea de tipo psicológico o cognitivo conductual; en caso de haber derivado en algún trastorno más grave puede requerir intervención psiquiátrica y tratamiento con medicamentos.

 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS