En México la depresión es la tercera o cuarta enfermedad más discapacitante. (Foto: Especial)

En zonas rurales con violencia se registran altos índices de depresión

La violencia reiterada destruye el tejido social que propicia estrés postraumático y el aumento de casos de suicidio: especialista
Redacción |EFE
08 Abril, 2019 | 12:29 hrs.

Los entornos rurales con más violencia y presencia del narcotráfico en México tienen hasta 70% de prevalencia de depresión entre sus habitantes, afirmó el psiquiatra Jeremy Cruz.

"Es complicado hacer estas asociaciones con la violencia, porque ha sucedido en muchos sitios y es difícil de investigar, pero suponemos en algunas muestras específicas en las que se registran tiroteos, narcotráfico y violencia, la prevalencia de depresión pueden oscilar entre el 20% y 70% de la población", aseguró Cruz.

El especialista del programa de salud mental en la Clínica Especializada Condesa aseguró que la violencia reiterada "destruye el tejido social que propicia estrés postraumático, un mayor consumo de estupefacientes, el aumento de casos de suicidio y la prevalencia de depresión".

"Son enfermedades asociadas a estrés y específicamente en las minorías y los trastornos ansiosos pueden representar hasta 12% de la población", recalcó Cruz.

Un ejemplo es el caso de Chihuahua, entidad que desde hace más de una década ha tenido altos índices de delincuencia y en donde la tasa de suicidios incrementó en los últimos años junto con el estado de Aguascalientes, puntualizó.

Cruz refirió que en México la depresión es la tercera o cuarta enfermedad más discapacitante y se estima que 30% de los mexicanos la han padecido alguna vez en su vida, de los cuales sólo uno de cada 10 recibe los servicios de salud mental y pueden tardar entre uno y cinco años en ser atendidos por un psiquiatra.

Esa falta de atención se debe en gran medida a la falta de centros de salud especializados, pues sólo hay 46 en México, además de que hay apenas 4 mil 600 psiquiatras, de los cuales 60% están concentrados en las áreas urbanas del Estado de México, Nuevo León, Jalisco y la Ciudad de México y mil 400 atienden en el sector público de salud.

Señaló que el país requiere al menos 6 mil 500 de estos especialistas de acuerdo con la recomendación de la Organización Mundial de la Salud, pero existe un déficit de hasta 90% en la mayoría de los estados y hay ciudades que no tienen ni siquiera un psiquiatra.

El médico psiquiatra explicó que si las instituciones de salud mexicanas invierten un dólar en programas y atención de salud mental por habitante retribuye siete dólares en productividad, por lo que lo ideal es que el Estado gaste entre uno y cinco dólares por habitante para lograr programas efectivos de atención a los problemas mentales.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS