La investigación probó los efectos del aceite de oliva en ratones predispuestos a desarrollar taupatía. (Foto: Especial)

El aceite de oliva podría prevenir la demencia

Una dieta rica en aceite de oliva extra virgen podría retrasar el deterioro cognitivo y de memoria
Redacción | El Universal
27 Noviembre, 2019 | 17:00 hrs.

Se han demostrado los múltiples beneficios que el consumo de aceite de oliva extra virgen ofrece a la salud de una persona, y un reciente estudio indica que el consumo de este tipo de aceite podría retrasar el envejecimiento de la memoria y prevenir algunos tipos de demencia

Los efectos de dicha investigación mostraron que incluir el aceite de oliva extra virgen en la dieta puede mejorar el aprendizaje y la memoria, así como aumentar la actividad sináptica, la plasticidad a corto plazo y la neuropatología.

Específicamente este estudio se refiere a retrasar la aparición de taupatías, un tipo de padecimiento mental que provoca una disminución de la función mental o demencia, y es provocada por la acumulación gradual de una forma anormal de la proteína tau en el cerebro.

La investigación probó los efectos del aceite de oliva extra virgen en ratones predispuestos a desarrollar la taupatía conocida como demencia frontotemporal, donde el pensamiento y la memoria se ven seriamente afectados.

Los ratones tau recibieron dentro de su alimentación el aceite de oliva como un suplemento nutricional desde una etapa temprana, comparable con un humano a sus 30 años. Seis meses después, equivalente a un humano en los 60 años, los animales propensos mostraron una reducción del 60% de los depósitos dañinos de proteína tau.

Dicho porcentaje resultó de la comparación con los que no fueron alimentados con aceite de oliva. Los ratones que recibieron el aceite de oliva extra virgen también obtuvieron mejores resultados en pruebas de memoria y aprendizaje.

Los investigadores examinaron el tejido cerebral de los ratones alimentados con aceite de oliva, y descubrieron que probablemente la función cerebral mejoró debido a una función de sinapsis más saludable, asociada con niveles más altos de la proteína complexina-1.

En trabajos previos a esta investigación se mostró la misma efectividad de la dieta con aceite de oliva extra virgen en ratones predispuestos a desarrollar alzhéimer, donde la dieta protegía la memoria y el deterioro de la capacidad de aprendizaje en el cerebro.

“La constatación de que el aceite de oliva extra virgen puede proteger el cerebro contra las diferentes formas de demencia nos da la oportunidad de aprender más sobre los mecanismos a través de los cuales actúa para apoyar la salud del cerebro”, se menciona en la investigación publicada en la revista Aging Cell.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS