El 38% de los feminicidios que se registran en el mundo son consecuencia de la violencia de pareja. (Foto: Especial)

¿Cómo afecta la violencia a la salud de las mujeres?

Una de cada tres mujeres sufre algún tipo de violencia por parte de su pareja, de acuerdo con la OMS.
Redacción | El Universal
25 Noviembre, 2019 | 12:57 hrs.

La violencia es definida por las Naciones Unidas como todo acto que pueda tener como resultado un daño físico, sexual o psicológico para la mujer

En el mundo, al menos una de cada tres mujeres sufre algún tipo de violencia que impacta de manera negativa su vida y que deteriora su salud tanto física como mental.

Un acto violento puede ser desde amenazas, golpes, humillaciones hasta discriminación. 

Alrededor de 35% de mujeres en el mundo han sufrido algún tipo de violencia. En su mayoría las mujeres son violentadas por su pareja, de acuerdo con la Organización Mundial de la salud (OMS). 

El daño emocional puede causar secuelas de por vida en las mujeres violentadas, las cuales van desde la depresión, trastorno de estrés postraumático, trastornos de ansiedad, insomnio, trastornos alimentarios, alcoholismo o adicciones  e intento de suicidio. 

Entre los daños a la salud física se encuentran dolores de cabeza intensos (cefalea), lumbalgias, dolores abdominales, trastornos gastrointestinales, limitaciones de la movilidad y mala salud general.

Entre los factores de riesgo que indican que un hombre es violento se encuentra un bajo nivel educativo, un historial de maltrato desde la infancia, es decir, crecieron en un ambiente violento o con violencia familiar, uso nocivo de alcohol. 

Los hombres violentos presentan un trastorno antisocial, actos de infidelidad, sensación de superioridad, algún tipo de adicción, entre otros. 

Asimismo, mediante un informe,  la OMS ha alertado a las personas sobre la magnitud del problema, debido a que la violencia de pareja, ya sea física o sexual, ocasionan graves problemas en la salud a corto y largo plazo. 

El informe revela que 38% de los feminicidios corresponden a relaciones de pareja donde se ejerce violencia contra la mujer. 

La violencia no sólo impacta en la salud de las mujeres sino que también en su economía ya que buscan algún tipo de ayuda profesional o institucional. Es por ello que cada vez más organizaciones e instituciones deberían crear programas de apoyo para dichas mujeres. 

Al no encontrar ayuda de ningún tipo algunas mujeres recurren al suicidio, ya que al menos el 42% que son víctimas de violencia de pareja refieren alguna lesión, embarazos no deseados, abortos provocados, infecciones de transmisión sexual, entre otros, de acuerdo con el informe de la Organización Mundial de la Salud. 

Cuando una mujer sufre violencia desde la infancia es más probable que incremente el consumo de tabaco, alcohol y drogas, así como prácticas sexuales de riesgo en fases posteriores de la vida. 

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, para la prevención de actos violentos es necesaria la intervención de instituciones públicas para la sensibilización en la población además de la prestación de ayuda psicológica gratuita o a bajo costo para mejorar el acceso a los servicios dirigidos a las víctimas de violencia de pareja.

Además se necesita poner fin a la discriminación de la mujer que persiste en las leyes relativas al matrimonio, el divorcio y la custodia, mejorando el acceso de la mujer al empleo remunerado y se necesitan formular políticas de acción y planes nacionales para combatir la violencia. 

 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS