Elaborar listas de acciones concretas puede ayudarte a realizarlas. (Foto: Especial)

4 consejos para dejar de procastinar

El postergar responsabilidades que deben ser entregadas puede afectar diversas áreas de nuestra vida
Abigail Gómez |El Universal
06 Septiembre, 2018 | 13:00 hrs.

La postergación voluntaria o involuntaria de responsabilidades que deben ser entregadas en un momento establecido también es conocida como procrastinación. El término proviene del latín procrastinare que significa “dejar las cosas o posponerlas para otro día”, según señala un artículo de la revista de investigación Redalyc. Por su parte, la Universidad Complutense de Madrid señala que existen tres clases de procrastinación y responden a diferentes motivos:

1. Procrastinación por evitación: cuando la persona posterga una tarea porque no se siente capaz de hacerla.”Para qué estudiar si de todas maneras voy a reprobar”, piensan. Es el principal tipo de procrastinación que ocurre en los estudiantes.

2. Procrastinación por activación: ocurre cuando una tarea parece tan sencilla que la postergamos por pensar que podemos hacerla en cualquier momento. El problema es que con frecuencia esas tareas sencillas se juntan y se vuelve difícil resolverlas.

3. Procrastinación por indecisión: las personas indecisas suelen ser las que más procrastinar debido a que postergan tareas al no poder decidir cómo resolverlas.

De acuerdo con un artículo publicado por la Universidad de Harvard,para evitar la procrastinación puedes seguir algunos pasos sencillos:

1. Piensa en lo bien que te sentirás después de realizar esa tarea

Imaginarte después de realizar esa tarea pendiente y poco alentadora puede motivarte a realizarla. Piensa en el alivio de quitarte ese peso de encima o en lo que obtendrás después de superar ese paso difícil.

satisfaccion.jpg

2. Avisa a otras personas cuando debas realizar una tarea

Comunicar tus pendientes con otras personas o incluso avisar que harás ciertas cosas a aquellos con quienes tienes una tarea postergada puede motivar a tu cerebro hacerlo debido a que nos importa mucho el reconocimiento social y no quedar mal. Ejemplo: avisar que enviarás las fotos en la tarde o que llamarás a determinada hora y día te genera una obligación de hacerlo.

avisa.jpg

3. Piensa en la consecuencias de no realizar esa tarea

Generalmente, la gente evalúa los pros y contras de hacer algo pero no de dejar de hacerlo. Cuando estés postergando una tarea piensa en todo lo que ocurriría si ese pendiente no logra cumplirse.

preocupacion.jpg

4. Identifica el primer paso

Cuando existe una tarea solemos pensar en la acción en general, que suele parece muy abrumadora, pero nunca nos enfocamos en el primer paso, el cual suele ser bastante sencillo y fácil de realizar.

Ejemplo: en lugar de pensar en la tarea “aprender un nuevo idioma” la cual suena muy difícil de realizar piense en la tarea “enviar un correo para pedir informes”, una acción sencilla que le permitirá dar el primer paso.

primer_paso.jpg

QUÉ DICEN LOS USUARIOS