La prevención es lo más importante para mejorar la salud de nuestras mascotas (Foto: Especial)

Señales de que tu perro tiene problemas del corazón

La ICC es una enfermedad geriátrica, es decir, se presenta en perros mayores
Abigail Gómez |El Universal
29 Mayo, 2018 | 08:00 hrs.

Para muchos, los perros ya no son animales de compañía que vive en la azotea, ahora son miembros de la familia que tienen un lugar dentro del hogar y dentro de los corazones de quienes los cuidan.

Pero no sólo se trata de consentirlos sino también de velar por su salud y una de las cosas que puedes hacer para cumplir con esta labor es estar atento a una enfermedad que se presenta en 25% de los perros mayores de nueve años y es predominante en razas pequeñas.

Se trata de la Insuficiencia Cardiaca Congestiva, una enfermedad silenciosa que puede tener un mejor pronóstico cuando se detecta a tiempo y que se manifiesta lentamente en el tiempo, en distintas etapas, por lo que es vital conocer los síntomas para poder identificarla desde sus inicios.

Sobre este tema habla Sandra Cortés, directora del asociada del segmento de animales de compañía de la empresa Boehringer Ingelheim Animal Health México. Según explica la especialista, las enfermedades cardiacas son patologías crónicas que una vez que aparecen es algo con lo que los animales deben vivir por el resto de su vida, por lo que lo único que se busca cuando se diagnostican es darles la mejor calidad de vida posible.

Para que esto sea posible, Cortés señala que “la observación por parte del dueño de la mascota es muy importante pues así podemos notar sus cambios de comportamiento e identificar síntomas que podrían revelar una insuficiencia cardíaca”.

Esta enfermedad se manifiesta en etapas y los síntomas varían dependiendo la etapa en que se encuentre el padecimiento. Las etapas son las siguientes:

Etapa uno (asintomática): cuando se detecta en esta etapa la esperanza de vida y el pronóstico de salud es favorable. Entre más temprano sea el diagnóstico el perro podrá tener una mejor calidad de vida pues el veterinario podrá controlar la aparición de los síntomas más graves. Para diagnosticar en esta etapa se recomienda realizar radiografías torácicas periódicas a partir de los 9 años.

perros_corazon.jpg

Etapa dos (de suave a moderada): En esta etapa la enfermedad aún no se encuentra avanzada aunque ya empiezan a manifestarse algunos síntomas como intolerancia al ejercicio, cansancio, perros juguetones que no quieren jugar más, dificultad para respirar y la presencia de tos constante.

Aprender a identificar estos síntomas es vital para realizar un diagnóstico oportuno. Algunas veces puede confundirse con un problema respiratorio. Si aún con medicamento la tos no desaparece, puede sospechar de un mal cardíaco.

perro_corazon_2.jpg

Etapa tres (grave): en esta etapa es probable que el perrito ya lleve varios años enfermo sin ser diagnosticado por lo que el problema cardíaco ya ha causado daños en el organismo. Una de las principales complicaciones es la acumulación de líquido en el abdomen por lo que en esta etapa se administra medicamento para controlar la enfermedad y también para evitar la acumulción de liquido.

perro_corazon_3.jpg

Uno de cada tres perros desarrollará un problema del corazón en el que este órgano no cumpla su función de manera eficiente. Para ayudarlos la prevención es lo más importante por lo que  la especialista exhorta a todos los dueños a estar atentos y conocer más sobre este padecimiento.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS