A diario se pierden entre 70 y cabellos; la alopecia también puede afectar cejas, barba y axilas. (Foto: Especial)

¿Sabes cuál es el tipo de calvicie que padeces?

Las mujeres también son propensas a sufrir calvicie
Ana Cecilia Gallosso|El Universal
06 Marzo, 2018 | 15:28 hrs.

Todos perdemos entre 70 y 100 cabellos al día. La alopecia o calvicie es la pérdida anormal de pelo, es decir, cuando una persona pierde más de 100 cabellos diariamente, y aunque lo habitual es que esa caída se produzca en la cabeza, también puede afectar cejas, pestañas, barba, axilas y la región genital.

Existen diferentes tipos de alopecia:

1. Alopecia androgenética. También llamada calvicie común, es la forma más habitual de alopecia. Afecta principalmente a los hombres, calculándose que a partir de los 50 años, el 55% de ellos la presentará. Inicia en la frente con un retraso progresivo de la implantación del pelo, lo que conocemos como "entradas" y más tardíamente la coronilla.

Como su nombre lo dice, ocurre cuando los andrógenos (hormonas masculinas) actúan sobre los folículos pilosos (el lugar de la piel donde crece el vello) predispuestos genéticamente, acortando la fase de crecimiento del pelo y sustituyéndolo por vello delgado.

androgenetica.jpg

2. Alopecia difusa. Es la pérdida progresiva y generalizada del cabello que no llega a producir calvicie total, y percibiéndose con sensación de escasez. Normalmente se desarrolla por medicamentos o por alguna deficiencia nutricional. Una de las principales vías de tratamiento es seguir una dieta equilibrada para que el cabello obtenga todos los nutrientes necesarios y pueda mantenerse sano.

difusa.jpg

3. Alopecia areata. Es la pérdida del cabello en forma de parches redondos en una o varias zonas del cuerpo, la cual puede evolucionar hasta la calvicie total. Su causa no se conoce con precisión. El tejido que rodea el folículo piloso se inflama y evita el crecimiento, se cree que éste es atacado por sus propios anticuerpos. A pesar de esto, el pronóstico suele ser bueno y el cabello vuelve a salir al cabo de un año en el 80% de los casos, aproximadamente.

areata.jpg

4. Alopecia cicatricial. Se produce como resultado de la malformación, daño o destrucción de los folículos pilosos. Estos son sustituidos por una cicatriz permanente en la que ya no puede nacer pelo nuevo. Este tipo de destrucción se da en algunas dermatitis crónicas, así como secundario a una infección, proceso tumoral, traumatismo, radioterapia o quemaduras.

cicatrizal.jpg

La alopecia se da de forma secundaria a algunas enfermedades crónicas como la diabetes, lupus, o enfermedades de la tiroides, esto debido a que modifican nuestro metabolismo y dañan el folículo. En este caso, el tratamiento debe ir encaminado al control de la enfermedad de base.

Está demostrado que los factores psicológicos como el estrés tienen una repercusión en nuestro sistema inmunológico, dañando el folículo piloso, ocasionando el aumento en la caída del pelo. Así mismo, estados transitorios como el embarazo, anemia, carencias nutricionales o algunos medicamentos provocan que el cabello deje de crecer. Estas causas casi siempre son reversibles y presentan mejoría al cabo de algunos meses, sin olvidar que, con el paso de los años, la cantidad de cabello disminuye y, a partir de los 40 años, el pelo pierde grosor.

Existen muchas opciones de tratamiento para frenar la caída o bien, aumentar el crecimiento del pelo. Si presentas alguno de estos síntomas o crees que estás perdiendo más cabello del normal acude con tu médico y él te indicará el mejor tratamiento para ti.

 

Dra. Ana Cecilia Gallosso Méndez Médico General

Especialista en Doctoralia www.doctoragallosso.com

Facebook: facebook.com/dragallosso/

Twitter: @DraGallosso

QUÉ DICEN LOS USUARIOS