Estos pequeños bultos suelen no provocar ningún tipo de síntoma. (Foto: Especial)

¿Qué son los pólipos que provocan cáncer de colon?

Existen diferentes tipos y tamaños, clasificarlos es importante para conocer si son un riesgo para la salud
Redacción | El Universal
29 Octubre, 2018 | 14:00 hrs.

Quizá el término pólipo de colon no te suena nada familiar pero saber qué es y cómo detectarlos podría ser más importante de lo que piensas.

De acuerdo con un artículo de la Revista Española de Enfermedades Digestivas, los pólipos son una especie de "bultos" que salen en la mucosa que recubre interiormente el intestino grueso.

Según su aspecto, se dividen en pediculados (tienen un tallo) y sesiles (no lo tienen) aunque también pueden dividirse en neoplásicos (adenomas) y no neoplásicos (hiperplásicos, hamartomatosos, inflamatorios, etc.).

Identificar los pólipos, y saber de qué tipo son, es importante debido a que estos son el precedente del cáncer de colon, y el riesgo de que se transformen en cáncer es mayor en el caso de los pólipos neoplásicos.

Los pólipos neoplásicos (o adenomatosos) pueden ser histológicamente tubulares, vellosos o mixtos. Cuando más vellosos y más grandesmás posibilidades hay de que se transformen en cáncer.

Por su parte, es mucho menos común que  los pólipos no neoplásicos se conviertan en cáncer por lo que no representan una señal de alerta mayor.

En general los pólipos en el colón dan muy pocos síntomas pero si aparecen suele ocurrir  cuando se trata de pólipos grandes. En este caso pueden ulcerarse y sangrar lo que originaría una ligera presencia de sangre en las heces, muchas veces imperceptible a la vista.

Debido a el cáncer de colón suele derivar de estos pólipos es importante que sean diagnosticados a tiempo, identificar el tipo y mantener seguimiento de su evolución. El mejor método para saber si se tienen pólipos es lacolonoscopia.

Mediante este estudio el médico puede ver dentro del colon para detectar si hay presencia de estos bultos, a su vez permite tomar una muestra para realizar una biopsia y saber qué clase de pólipo es.

De considerarlo pertinente, el médico también podría realizar un procedimiento para retirarlos mediante una resección endoscópica completa llamada polipectomía.

Afortunadamente, sólo un 5% de los pólipos neoplásicos (adenomatosos) se transforman en cáncer y tardan mucho tiempo en evolucionar a un cáncer (de 7 a 10 años), por lo que un diagnóstico temprano supone una gran posibilidad de prevenir este tipo de cáncer. 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS