Especial

¿Qué es el delirium mixto que presenta Marco Antonio?

La valoración médica y psicológica que se le realizó al estudiante de la UNAM señala que tiene este padecimiento
Alejandra Rodríguez |El Universal
30 Enero, 2018 | 11:10 hrs.

La valoración médica y psicológica que se realizó en el Hospital Psiquiátrico Infantil "Dr. Juan N. Navarro" reveló que Marco Antonio Sánchez, el estudiante de la UNAM que estuvo desaparecido cinco días, presenta alteraciones en su conducta, un discurso desorganizado y un delirium mixto secundario, además de deshidratación y un esguince en el tobillo izquierdo.

El parte médico fue certificado por los doctores Ana Rosa García y Carlos Mendoza, y quedó asentado que Marco Antonio no tiene antecedentes quirúrgicos, traumáticos, transfusionales, infecciosos, alérgicos o de toxicomanía, y forma parte de un adecuado desarrollo escolar, familiar y social.

María Elena Anton Camiña, neuropsicóloga de Instituto Cognitivo Conductual de Salud Mental de México explica que el delirium mixto es un síndrome que se manifiesta como una desorientación en tiempo y espacio, acompañada de ilusiones ópticas y cognitivas, “los pacientes confunden la realidad y incluso pueden tener alucinaciones y asegurar ver y escuchar cosas que no existen”.

La presión arterial elevada, un tumor cerebral, algún tipo de evento físico como golpes o traumatismo craneoencefálico, o una infección que afecte al cerebro puede provocar el delirium mixto.

Los síntomas que presentan son irritabilidad, violencia, lenguaje desorganizado y conducta desorganizada. Producto de este síndrome no se presenta un daño específico en el cerebro. Anton sostiene que en la mayoría de los casos una vez que se trata la causa del delirium, éste desaparece.

El menor encaja con la sintomatología del delirium mixto, al presentar lenguaje desarticulado, discurso desorganizado, percepción fuera de la realidad y psicomotricidad disminuida.

En una manifestación, efectuada el 29 de enero, Marco Antonio Sanchez Chavez, padre del menor, señaló: “mi hijo viene muy dañado. Sano se lo llevaron, sano lo queremos. Se tuvo que sedar para que le hicieran el encefalograma”. Los exámenes médicos siguen su curso, sin embargo, hasta el momento no se ha notificado que el menor se encuentre en posibilidades de declarar.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS