Esta prueba puede ayudar a diagnosticar infecciones respiratorias. (Foto: Especial)

¿Qué es el cultivo o exudado faríngeo?

La persona no debe estar tomando antibióticos al momento de tomar la muestra
Redacción | El Universal
22 Febrero, 2018 | 09:00 hrs.

El estudio del exudado o cultivo faríngeo es una prueba de laboratorio que se utiliza principalmente para realizar diagnósticos de infecciones respiratorias.

Esta prueba suele realizarse en personas que se enferman de manera constante para determinar cuáles son los agentes patógenos que están provocando dichas infecciones, de acuerdo con el Manual de Prácticas para el Laboratorio de Microbiología de la carrera de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México

El exudado se realiza debido a que muchas veces es difícil el aislamiento e identificación de microorganismos patógenos en esta zona debido a que en la boca existe una gran cantidad de bacterias, tanto buenas como malas. Con el cultivo suele ser más fácil dicha identificación.

Gracias a este estudio es posible aislar dichas bacterias y clasificarlas para saber cuáles están causando las enfermedades respiratorias en los pacientes.

Es una prueba fácil de realizar pero la persona encargada de hacerlo debe tener cuidado de al realizar el procedimiento pues es de suma importancia que la muestra no toque la lengua y otras zonas que puedan contaminarla.

Para obtener una buena muestra para la detección de microorganismos se deben seguir los siguientes pasos de acuerdo con el manual Procedimiento para la toma y envío de muestras para diagnóstico de Influenza del Hospital Infantil de México Federico Gómez.

1. Recostar al paciente y elevar un poco su cabeza, introducir suavemente el hisopo (algodón especializado), casi en su totalidad, hasta llegar a la nasofaringe (el fondo de la garganta).

2. Una vez ahí, se rota el hisopo con suavidad y se frota contra la pared de la garganta (de esta forma se obtienen células infectadas por el virus).

3. Se retira cuidadosamente sin dejar de rotar y posteriormente la muestra se introduce en un  tubo de ensayo que debe estar perfectamente cerrado. Este tubo se envía al laboratorio para realizar el análisis correspondiente.

Para obtener buenos resultados la indicación para los pacientes es que no estén tomando antibióticos al momento de realizar el cultivo.

 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS