La bacteria “leptospira” puede provocar falla renal. (Foto: Especial)

¿Por qué debes evitar que tu perro tome agua en la calle?

Recuerda llevar siempre agua limpia por si tu perro siente deseos de beber
Redacción | El Universal
23 Octubre, 2018 | 08:00 hrs.

Al sacar a tu perrito a pasear es importante que tengas cuidado con un aspecto que podría no parecer muy importante pero lo es. Después de realizar actividad física es probable que tu perrito desee buscar una manera de hidratarse.

Si te encuentras distraído, tu mascota podría acercarse a un charco o a una cubeta de agua para buscar saciar su sed. Esta acción, que pudiera no parecer importante, en realidad podría ocasionar enfermedades no sólo a él sino también a tu familia.

Y es que estos lugares donde tu compañero busca beber suelen tener agua estancada que puede contener microorganismos peligrosos tales como una bacteria llamada leptospira, de acuerdo con información dada a conocer por Boehringer Ingelheim Animal Health.

Esta bacteria es responsable de una enfermedad que puede ser mortal para tu cachorro y para los miembros de tu familia, se trata de la leptospirosis, tal como indicó en comunicado de prensa, Sandra Cortés, directora del segmento de Animales de Compañía de la farmaceútica.

Si bien esta bacteria es más común en climas tropicales, cálidos y húmedos, también puede aparecer en zonas como la Ciudad de México debido a que puede permanecer varios días, incluso meses, en ambientes húmedos como los que propician agua que no está en movimiento.

Algunos síntomas de este padecimiento que afecta tanto a animales como humanos son hemorragias, falla hepática o renal, problemas pulmonares, sepsis, entre otros.

También puede ocurrir vómito, letargo, depresión y fiebre elevada, síntomas similares a los de otras enfermedades por lo que puede ser difícil diagnosticarla a tiempo.

La bacteria se aloja en los riñones de los animales contaminados y es excretada por medio de la orina. Nuestros perros se contagian si ojos, boca o nariz, entran en contacto directo con la orina, agua, suelo o comida infectada.

Recuerda que además de contagiarse de esta enfermedad beber agua sucia podría traerle problemas estomacales como vómitos y diarreas.

Para evitar poner en riesgo la salud de nuestras mascotas evita que beban o se exponen a aguas estancadas (charcos, cubetas, pantanos, ríos) y siempre lleva contigo una botella con agua limpia y un traste pequeño para que tu perro pueda beber agua siempre que lo necesite.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS