La constitución natural de los gatos suele ser delgada. (Foto: Especial)

Obesidad, principal problema de salud en los gatos

Para que el gato tenga la cantidad de ejercicio requerida se recomienda jugar diariamente con él
Darinka Gómez | El Universal
06 Noviembre, 2019 | 10:00 hrs.

En la actualidad ha habido un incremento importante en los casos de obesidad en gatos por lo que este problema de salud se ha colocado como el padecimiento más prevalente en los felinos. 

Así lo explica la veterinaria Erika Álvarez, quien también señala que esto se debe principalmente a cambios en los hábitos y en la alimentación de los felinos propiciados por el estilo de vida de sus dueños. 

“En la sociedad, en general, hubo un incremento considerable de la obesidad y eso se ha trasladado también a las mascotas. Se ve tanto en perros como en gatos y esto se debe a que los animales llevan vidas más sedentarias y son alimentados con comida más calórica”, explica. 

Y agrega: “en la actualidad los gatos realizan menos actividad física debido a que se les deja salir menos a la calle para evitar pleitos con otros gatos o por miedo a que se pierdan”. 

Para evitar el sedentarismo, y que el gato tenga la cantidad de ejercicio requerida sino sale de casa se recomienda jugar diariamente con él. 

A eso se suma que los gatos están más humanizados por lo que sus dueños suelen darles más comida como muestra de cariño aunque, según explica la especialista, esto los perjudica. 

Otro de los problemas que impiden que los gatos con obesidad reciban un adecuado tratamiento es el hecho de que muchas veces para los dueños es difícil identificar que sus gatos padecen este problema.

La constitución natural de los gatos suele ser delgada. Una forma sencilla de saber si el gato ya presenta sobrepeso, y evitar que se convierta en obesidad, es poner las manos en su cintura, al hacerlo se le deben sentir las costillas fácilmente y sino se sienten significa que el gato está por encima de su peso”, comenta. 

Algunas de las enfermedades que los gatos pueden llegar a desarrollar como consecuencia de la obesidad son osteoartritis, problemas del corazón o respiratorios, diabetes, dermatitis y, en general, una reducción significativa en su esperanza de vida. 

 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS