La investigación ofrece una esperanza a las personas que sufren heridas crónicas relacionadas con la diabetes.(Foto: Especial)

La saliva puede ayudar a curar heridas

La histatina, un compuesto de la saliva, puede acelerar la curación de heridas y matar bacterias
Redacción | El Universal
25 Diciembre, 2018 | 08:03 hrs.

¿Cuando te cortas un dedo chupas la herida creyendo que disminuirá el dolor? ¿Será cierto que la saliva puede sanar? La respuesta podría encontrarse en el poder curativo de la saliva, especialmente de un compuesto llamado histatina, para la cicatrización de las heridas, según un informe de científicos de los Países Bajos.

Anteriormente, este compuesto era considerado una pequeña proteína que sólo mataba a las bacterias; sin embargo, ahora se cree que es la responsable de acelerar la curación de heridas.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores utilizaron células epiteliales que recubren el interior de la mejilla y las cultivaron en platos. Posteriormente, hicieron una herida artificial en la capa celular de cada plato, para lo que rasparon un pequeño trozo de las células.

En un plato las células se bañaron en un fluido isotónico sin aditivos. Mientras que en el otro en saliva humana.

Después de 16 horas, los científicos notaron que la herida tratada con saliva humana estaba casi completamente cerrada, lo que demostró que contiene un factor que acelera el cierre de la lesión de las células orales.

Sin embargo, debido a que la saliva es un líquido complejo con muchos componentes, el siguiente paso fue identificar qué componente era el responsable de la cicatrización de la herida. Para ello, dividieron la saliva y probaron cada sustancia en el modelo de la herida hasta encontrar la histatina.

“También explica por qué las heridas en la boca, como las de una extracción dental, sanan mucho más rápido que las heridas de la piel y los huesos”, dijo Gerald Weissmann.

La investigación también ofrece una esperanza a las personas que sufren heridas crónicas relacionadas con la diabetes y otros trastornos, como lesiones traumáticas y quemaduras.

Además, debido a que los compuestos pueden ser producidos en masa, tienen el potencial de volverse tan comunes como las cremas antibióticas y el alcohol.
 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS