Productos que contienen trigo, cebada, centeno están prohibidos para los que lo padecen. (Foto: Especial)

Intolerancia al gluten puede derivar en cáncer

Se pueden presentar abortos espontáneos, quebraduras de huesos y problemas neurológicos
Redacción |EFE
23 Mayo, 2019 | 19:00 hrs.

La intolerancia al gluten es una enfermedad celíaca en la que el sistema inmunitario de las personas no pueden consumir el producto porque daña su intestino delgado, y de no ser diagnosticada y tratada puede desembocar en enfermedades graves e incluso desarrollar cáncer.

"Es conocida como la alergia al trigo y afecta la digestión en quienes la padecen y alergias", dijo en conferencia de prensa el doctor Eduardo Cerda, especialista en Gastroenterología del Instituto Nacional de Nutrición Salvador Zubirán de la Ciudad de México.

El gluten, detalló el experto, aplasta las vellosidades intestinales que son indispensables para la absorción de los alimentos que se ingieren, con lo que estas dejan de funcionar y por ello los alimentos no se asimilan y se evacúan con las heces.

Es debido a ello que los celíacos pueden presentar desnutrición, osteoporosis y hasta desarrollar algún tipo de cáncer.

El experto aseveró que la enfermedad celíaca puede afectar diversos órganos del cuerpo, lo que genera muchos síntomas que pueden confundirse con enfermedades como el síndrome del intestino irritable, intolerancia a la lactosa y sensibilidad al gluten.

Entre estos signos están la diarrea, el estreñimiento, pérdida o aumento de peso, fatiga, hinchazón, dolor abdominal y vómitos.

También se pueden presentar abortos espontáneos, quebraduras de huesos y problemas neurológicos.

De acuerdo con Cerda, se estima que esta condición afecta a poco menos del 1% de la población en el mundo y, en México, las cifras son similares.

"Podemos pensar que existen poco más de 810 mil celíacos en México, aunque la mayoría no lo sabe", asegura.

La enfermedad celíaca puede presentarse en cualquier persona que tenga el factor genético que predisponga a la enfermedad y, en algunos casos, se detona por algún factor ambiental como un infección intestinal, por ejemplo.

Es debido a la confusión de los síntomas que los pacientes suelen tardar hasta 10 años para llegar al diagnóstico acertado, el cual debe basarse en una biopsia y una muestra de sangre de anticuerpos, ya que al ser una enfermedad autoinmune, es preciso hacerlo así.

Este es un padecimiento que no tiene cura por lo que la única opción de tratamiento es una dieta libre de gluten, la cual los pacientes deben mantener toda su vida.

"La alimentación sin gluten es el único tratamiento que garantiza una salud óptima a los celíacos", aseveró la nutrióloga Dulce Macías.

Explicó que un celíaco únicamente puede tolerar unos 20 miligramos de gluten, por lo que tiene muchas restricciones en alimentos.

"Por ejemplo, una rebanada de pan contiene unos 2 mil miligramos de gluten, por lo que los pacientes deberían dividir en 100 pedazos esa rebanada y comer sólo uno de ellos", afirmó la experta.

Señaló que para ellos los productos que contienen trigo, cebada, centeno y, en algunos casos, avena, están prohibidos, por lo que deben ser muy cuidadosos con lo que se llevan a la boca.

Sin embargo, resaltó que con una dieta balanceada, estos pacientes pueden llevar una vida normal, ya que pueden comer carne, pescado, fruta, verdura, arroz, maíz, leche y huevo en sus estados naturales y cocidos.

También pueden consumir todos los productos certificados libres de gluten.

Sin embargo, la especialista advirtió que actualmente en el mercado existen productos con falsas certificaciones, y eso, aunado a la falta de leyes y regulaciones, lleva a que los pacientes estén en riesgo de consumir productos que contengan gluten, lo que puede poner en riesgo su vida.
Finalmente, Macías hizo un llamado a los pacientes para que, ante la sospecha de padecer esta enfermedad acudan con un gastroenterólogo y si son diagnosticados, busquen un nutriólogo especialista para empezar una dieta libre de gluten y preservar su salud.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS