El linfoma que padeció García Márquez puede afectar los ganglios linfáticos, el bazo, el timo y la médula ósea. (Foto: Archivo El Universal)

¿De qué murió Gabriel García Márquez?

87 años después de su nacimiento se anunció la muerte del Premio Nobel de Literatura
Redacción | El Universal
06 Marzo, 2019 | 15:48 hrs.

El 6 de marzo de 1927, Gabriel García Márquez veía por primera vez la luz del mundo en su ciudad natal de Aracataca, Colombia.

Ochenta y siete años después moriría debido a un cáncer linfático que había invadido pulmón, ganglios e hígado, informó en ese entonces el periódico El Universal.

El Premio Nobel de Literatura había sido dado de alta del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”, donde permaneció internado nueve días.

A partir de ese momento sólo sería atendido por lo médicos de esa institución para mejorar sus condiciones generales, a través de cuidados paliativos. La decisión fue tomada con base a su edad y por los órganos que había comprometido el cáncer.

El linfoma que padeció García Márquez es un cáncer del sistema linfático que puede afectar los ganglios linfáticos, el bazo, el timo y la médula ósea. Sus dos principales subtipos son: linfoma de Hodgkin y linfoma no Hodgkin.

El linfoma se presenta cuando hay una inflación en algún ganglio del cuerpo, la cual puede ser confundida y tratada como una enfermedad infecciosa, señala la endocrinóloga, Yusimit Ledesma.

Algunos síntomas que se manifiestan son inflamación de uno o más ganglios en el cuerpo, fiebre inexplicable, cansancio o falta de energía, pérdida de peso repentina y sudoración excesiva.

Las áreas del cuerpo donde generalmente hay inflamación de ganglios debido a esta enfermedad son cuello, ingle y axila.

Las manifestaciones suelen ser muy generales, lo que puede generar un diagnóstico tardío de la enfermedad. Con un diagnóstico temprano, el 80% de los pacientes tienen una respuesta positiva.

Este tipo de cáncer, señala la especialista, es más común en hombres que en mujeres, principalmente en jóvenes de entre 20 y 30 años.

Sobre los factores de riesgo que pueden aumentar las probabilidades de padecer algún tipo de linfoma incluyen haber tenido una enfermedad infecciosa, padecer VIH y antecedentes familiares de la linfoma.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS