La carrera de La Voz, como era conocido, estuvo acompañada de incógnitas y sospechas que nunca se podrán aclarar. (Foto: Getty Images)

¿De qué murió Frank Sinatra?

El estadounidense nació el 12 de diciembre de 1915 en Nueva Jersey, en el seno de una familia de inmigrantes italianos
Redacción | El Universal
12 Diciembre, 2017 | 12:00 hrs.

Hace poco más de un lustro, nació Frank Sinatra, uno de los artistas más populares de Estados Unidos durante el siglo XX, en Hoboken, Nueva Jersey.

Desde pequeño su vocación musical se hizo evidente. Sin embargo, fue hasta 1933, tras asistir a un concierto de Bing Crosby, cuando Sinatra decidió dedicarse a la música.

Un año después ingresó a la orquesta de Tommy Dorsey, con quien grabó Dolores y Nunca voy a sonreír de nuevo, sencillo que lo llevó a obtener el número uno en la revista Billboard.

En 1942 decidió iniciar su carrera como solista. No obstante, tras una mala racha y después de obtener su único Óscar, la carrera del músico resurgió y no volvió a decaer hasta su muerte, en 1998, luego de sufrir un paro cardíaco, informó en ese entonces RollingStone.

De acuerdo con la Fundación Cardiológica Argentina, el paro cardíaco se produce cuando el corazón presenta una alteración eléctrica y deja de latir inesperadamente. Con el bombeo interrumpido, el corazón no puede enviar sangre al cerebro, los pulmones u otro órgano.

La Fundación Cardiológica Argentina señala que la principal causa del paro cardíaco es la obstrucción repentina de una arteria coronaria que limita el flujo sanguíneo al corazón.

Otro de los factores que conllevan a la aparición de este padecimiento son la deficiencia de oxígeno en la sangre y la disminución del volúmen sanguíneo ocasionado por una hemorragia.

“El mecanismo más frecuente de paro cardiaco, como consecuencia de un infarto, es una arritmia llamada fibrilación ventricular. Esta arritmia puede presentarse como consecuencia de la falta de oxígeno provocada por la oclusión de una arteria coronaria”, indica la fundación.

Las señales de alerta que suelen presentarse ante un paro cardíaco son pérdida de conciencia y pulso, y dificultad para respirar. La muerte cerebral ocurre entre cuatro a seis minutos después de sucedido el evento.

“Se calcula que por cada minuto de demora en comenzarlas, se pierde un 10% de posibilidad de sobrevida y más allá de los cinco  minutos la probabilidad se reduce considerablemente”.
 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS