De la muestra pueden llegar a obtenerse desde 90 mil hasta 5 millones de células. (Foto: Especial)

¿Cómo se usan las células madre del cordón umbilical para tratar enfermedades?

Las células almacenadas del cordón pueden ayudar a sustituir a las que no funcionan correctamente.
Darinka Gómez | El Universal
12 Julio, 2019 | 09:00 hrs.

Si has planeado tener hijos pronto quizá podrías considerar almacenar las células madre del cordón umbilical de tu bebé ya que esto podría ayudarte a protegerlo contra un gran número de enfermedades en el futuro. 

Este tratamiento puede ser utilizado para tratar padecimientos de la sangre, tales como leucemias, linfomas, anemias e incluso otros padecimientos de tipo circulatorio, neuronal y autoinmune. 

Sobre este tema platica Johana Ojeda, ingeniera biomédica con maestría en Tecnología en Células Madre, quien comenta cada vez se descubren más usos de este tratamiento, para problemas como infartos, autismo, lesiones cerebrales, esclerosis, lupus, artritis, diabetes, entre otras. 

“Si una pareja busca tener un bebé deben saber que exista esta opción de realizar un almacenaje de las células del cordón umbilical de los niños cuando nacen”, explica la biomédica, quien también es presidenta de la Asociación de Bancos de Células Madre

La especialista señala que del cordón umbilical se obtienen un tipo especial de células llamadas células hematopoyéticas y células mesenquimales, las cuales sólo pueden encontrarse en la médula ósea o en la sangre del cordón umbilical.

“Para realizar el procedimiento se debe contactar a un banco de células madre que determina si los padres son candidatos. Si lo son, el banco entrega un kit con el material que se necesita para hacer la recolección, la cual deberá ser realizada por el ginecólogo a cargo del parto”, agrega Ojeda.

La recolección debe realizarse inmediatamente después de que nace el bebé ya que entre más tiempo se tarde la cantidad de células recolectadas puede ser menor.  

Para recolectar las células se debe tomar la parte del cordón que queda unido a la madre y obtener la sangre de una de las venas de este cordón; en dicha sangre es donde se encuentran las células hematopoyéticas.

Por su parte, para obtener células mesenquimales, se obtiene de un pedazo de tejido de 15 a 20 centímetros del cordón. Todo el material se coloca en recipientes especiales y de envían al laboratorio. 

Ni la sangre ni el tejido se conservan en ese estado si no que se procesan para obtener las células adecuadas y éstas se guardan con una sustancia crioprotectora que los congela, a una temperatura de menos 150 grados, para detener su actividad biológica. 

Las células pueden estar congeladas por un tiempo de hasta 23 años y conservan la edad biológica que tenían al momento de ser congeladas. La cantidad de células que se obtienen de la muestra es muy variable, y depende de múltiples factores, pero puede ir desde 90 mil a 5 millones de células”, comenta la experta

La existencia de estas células en el cordón umbilical de deben a que ayudan al bebé a respirar, obtener oxígeno, cuando están dentro de la madre. 

Es por eso que cuando las células hematopoyéticas producidas por la médula ósea están dañadas, las células almacenadas del cordón pueden ayudar a sustituir a las que no funcionan correctamente. 

“El costo del almacenaje depende del banco de sangre pero en general se encuentra por debajo de los 25 mil pesos por el proceso inicial con un costo anual por almacenaje de 2 mil 500 pesos en promedio.

En caso de que una persona requiera un tratamiento de células madre y no cuente con almacenaje puede recurrir a un banco y solicitar células de un donador; sin embargo, aunque no se trata de una venta, ya que esto es ilegal, obtener la muestra genera costos de hasta 500 mil pesos en un banco mexicano y hasta un millón de pesos en un banco de otro país.

Por esta razón, la especialista recomienda a las parejas informarse sobre esta opción pues puede ser una gran inversión a futuro y ayudar al tratamiento de muchos padecimientos. 

 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS