La obesidad puede diagnosticarse fácilmente pues se evidencia con un acumulo de grasa en el organismo del perro o el gato. (Foto: Especial)

¿Cómo prevenir la obesidad en tus mascotas?

Se deben implementar rutinas de ejercicio y sesiones de caricias para disminuir el estrés y la ansiedad
Rocío Mundo | El Universal
07 Agosto, 2018 | 08:00 hrs.

La obesidad y el sobrepeso son dos padecimientos que hasta hace poco se creían exclusivos de los humanos. Sin embargo, esta epidemia ha llegado a las mascotas, quienes presentan un aumento de peso debido, en gran medida, al estilo de vida de su cuidador.

Pero, ¿qué puedes hacer para que esta enfermedad no afecte a tu amigo de cuatro patas? Gonzalo Caballero Salgado, médico veterinario zootecnista y asesor técnico en el departamento de comunicación científica de Royal Canin, señala que la alimentación es uno de los factores que incrementa el riesgo de obesidad en las mascotas.

Por ello, resalta la importancia de conocer el aporte calórico que cada animal requiere con base en su peso, talla y especie; así como del tipo de actividad que realiza y el estatus sexual que tenga (si está esterilizado o no). Agrega también la necesidad de controlar las golosinas y evitar el suministro de alimento casero.

En este sentido, Armin Frehoff, especialista en temas de obesidad, apunta en una nota de prensa que adicional a una alimentación adecuada, se debe implementar una rutina de ejercicio para aumentar el esfuerzo físico de la mascota. Además de considerar una sesión de caricias todos los días para que el estrés y la ansiedad disminuyan.

Caballero Salgado indica que la obesidad afecta la salud de las mascotas debido a que, a la larga, puede derivar en enfermedades, como diabetes, colesterol y triglicéridos elevados, desórdenes articulares, hígado graso, cáncer en la glándula mamaria, cálculos urinarios y trastornos cardiopulmonares.

“Se sabe que un perro tiene cierto riesgo de padecer diabetes en una condición normal, pero tiene cuatro veces más riesgo cuando es obeso”, dice el médico veterinario. Este riesgo también aumenta en perros dachshund, beagle, labrador, chihuahua y cavallier king charles debido a su predisposición genética.

Explica que la obesidad puede diagnosticarse fácilmente pues se evidencia con un acumulo de grasa en el organismo del perro o el gato y mediante una herramienta llamada tabla de condición corporal. Ésta indica que a partir del 20% de sobrecarga, es decir una puntuación siete, el perro está por arriba de su peso ideal.

Finalmente, de acuerdo con encuestas realizadas por médicos veterinarios, el 50% o 60% de los perros que acuden a consulta médica presentan sobrepeso.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS