La enfermedad es provocada por un virus. (Foto: Especial)

¿Cómo afecta la rabia a los humanos?

Una de las reacciones de las personas contagiadas es que tienen miedo al agua.
Darinka Gómez | El Universal
10 Abril, 2019 | 11:00 hrs.

La rabia es una enfermedad que se contagia a los humanos principalmente a través de la mordida provocada de un perro portador del virus, aunque también pueden contagiarse por animales como el murciélago, el coyote y los zorros.

Así lo explica la médico Leslie Ramírez, quien también señala que la rabia es provocada por el virus Rhabdoviridae, el cual causa una infección aguda que afecta el sistema nervioso central y, de no tratarse a tiempo, puede causar la muerte de la persona contagiada.  

“La palabra rabia viene de un vocablo indio que significa violencia y hace referencia a uno de los principales síntomas que una persona manifiesta cuando contrae esta enfermedad, es decir, una conducta agresiva”, comenta.

Otros síntomas son dolor de cabeza, fiebre, angustia, deshidratación y salivación excesiva así como síntomas neurológicos como delirios, hidrofobia, aerofobia y fotofobia, es decir, que experimentan miedos irracionales a la luz, el aire y la luz.

El periódo de incubación del virus puede ser desde 20 a 90 días pero ante la aparición de los primeros síntomas la atención debe darse de manera inmediata pues la persona puede sufrir complicaciones en poco tiempo y el riesgo de muerte se incrementa.

“Al entrar el virus a la persona esté viaja a través de los nervios hasta llegar al cerebro donde, una vez que llega, se reproduce a gran velocidad provocando los daños antes mencionados”, añade Ramírez.

En la actualidad la rabia es una enfermedad prácticamente erradicada en México gracias a las efectivas campañas de vacunación implementadas por el gobierno y aunque pueden seguirse presentando casos esporádicos, es muy poco probable un contagio hoy en día.

“A pesar de la baja probabilidad es necesario continuar con las campañas de vacunación y llevar un seguimiento oportuno de las zonas de riesgo debido a que siempre se corre el riesgo de un rebrote cuando no se llevan a cabo las medidas adecuadas”, concluye la especialista.  

 

QUÉ DICEN LOS USUARIOS