El sobrante de la lata debería ser colocado en un envase de vidrio para su eventual refrigeración. (Foto: Especial)

¿Por qué no debes meter latas abiertas al refrigerador?

Una lata abierta no debería refrigerarse pues los metales podrían filtrarse en la comida
Redacción | El Universal
31 Julio, 2018 | 09:00 hrs.

Si bien algunos alimentos deben mantenerse en refrigeración para ayudarlos a disminuir el crecimiento de bacterias y conservarlos frescos y secos, no ocurre lo mismo con todos los productos, especialmente con los alimentos enlatados.

El Servicio Nacional de Salud de Reino Unido (NHS, por sus siglas en inglés) señala que nunca debe colocarse una lata abierta en el refrigerador; de hacerlo los metales podrían filtrarse en la comida y ésta adquirir un sabor metálico.

Ante ello, el NHS aconseja que el sobrante de la lata sea colocado en un envase de vidrio para su eventual refrigeración. Sin embargo, de acuerdo con el Departamento de Salud y Seguridad de la Universidad de Warwick, este consejo no aplica para las latas que tienen tapas resellables, pues los alimentos no reaccionan con el contenido de ésta.

Por su parte, Herlinda Soto Valdez, investigadora del Centro en Investigación en Alimentos y Desarrollo A.C. (CIAD), exhorta a también evitar el consumo de alimentos contenidos en latas golpeadas o abolladas, ya que existen altas probabilidades de que alguna se rompa y desaparezca su función integral de proteger.

En este sentido, explica que la mayoría de las latas tienen un barniz interior, que en algunos casos puede contener bisfenol A (BPA), que impide el contacto directo del alimento con el metal. Sin embargo, durante el proceso de esterilización térmica, puede suceder que el BPA migre hacia el alimento, contaminandolo.

“El BPA es un compuesto químico que presenta actividad similar a los estrógenos, aunque en menor intensidad. Afortunadamente, cada vez se fabrican barnices con menos residuos de BPA, lo que evita este tipo de contaminación”.

Pese a ello, indica que los alimentos enlatados no forzosamente tienen que ser menos saludables que los naturales, ya que las buenas condiciones de su envasado y su esterilización apropiada les permite cumplir con su función de alimentar.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS