Especial

¿Hace daño comer antes de hacer ejercicio?

Un estudio midió los beneficios o perjuicios que ocasionaba realizar ejercicio antes de comer
Redacción | El Universal
02 Enero, 2018 | 09:00 hrs.

¿Te has preguntado si es mejor hacer ejercicio antes o después de comer o si hace daño? Un estudio, realizado por la Universidad de Bath, en Inglaterra, sugiere que para obtener el mayor beneficio del ejercicio en la salud es mejor practicarlo en ayunas.

El estudio, publicado en The American Journal of Physiology-Endocrinology and Metabolism, determinó que los hombres con el estómago vacío quemaron más grasa durante la sesión de ejercicio, a diferencia de aquellos que comieron antes. Sin embargo, eliminaron un poco más de calorías durante la caminata después de desayunar que la que hicieron en ayuno.

Los investigadores señalaron que muchos genes se comportaron de manera diferente dependiendo si alguien había comido o no antes de caminar. Alguno de estos genes producen proteínas que favorecen la regulación de la glucosa en sangre y los niveles de insulina en el cuerpo, por lo que están asociados con una mejor salud metabólica.

Estos genes, indicaron estuvieron más activos cuando los hombres habían ayunado antes del ejercicio, que cuando ingirieron alimentos.

Para llegar a esta conclusión, los científicos reclutaron a 10 hombres jóvenes sedentarios con sobrepeso y analizaron su condición física y valores metabólicos en reposo. Además de tomar muestras de su sangre y tejido adiposo.

En dos visitas por separado, cada hombre caminó durante una hora en una caminadora fija a una velocidad moderada. En la primera ocasión, los hombres no desayunaron, mientras que en la segunda visita consumieron 600 calorías en un desayuno proporcionado por los investigadores, dos horas antes de comenzar a ejercitarse.

El estudio no aclara si con el tiempo los cambios observados en la quema de grasa después de ayunar serán beneficiosos para la salud.

“Si pensamos en términos evolutivos nos damos cuenta de que nuestros ancestros tuvieron que gastar muchísima energía para la actividad física de cazar y recolectar alimentos. Así, sería perfectamente normal que el ejercicio se hiciera primero y el consumo de comida después”; mencionó Dylan Thompson, autor principal del estudio.

QUÉ DICEN LOS USUARIOS